El uso de calzado de seguridad es obligatorio cuando existen riesgos que pueden ocasionar daños en los pies durante el trabajo.

Antes de comenzar a hablar sobre el uso de calzado de seguridad, debes tener claro qué es. ¿Conoces la diferencia entre el calzado de seguridad y el calzado de protección?

El calzado de seguridad debe incorporar una puntera que garantice la protección ante un impacto importante (mínimo 200 J  y una compresión de 15 kN), en cambio, el calzado de protección no garantiza que se cumplan estas propiedades.

¿Cuándo debes utilizar calzado de seguridad?

Es obligatorio el uso de calzado de seguridad en cualquier trabajo que corra riesgos derivados de golpes, deslizamientos, cortes… o que realices trabajos con material pesado, material químico o productos que puedan derivar en un riesgo.

En cada sector y en cada empresa existen unas indicaciones de los riesgos que se deben cubrir. Los riesgos de cada sector y compañía establecen el uso del tipo de calzado que se debe utilizar.

Características de las botas o zapatos de seguridad

Las botas o zapatillas de seguridad tienen que cumplir con la normativa EN ISO 20345. Esta normativa hace una clasificación según las propiedades del calzado laboral:

  • SB: Protección de los dedos
  • S1: Antiestático + resistente a los hidrocarburos + suela antishock + SB
  • S2: Resistencia a la penetración de agua en el empeine + S1
  • S3: Resistencia a la perforación de la suela + S2

Dependiendo de la actividad que realices en el trabajo tienes que tener en cuenta las propiedades necesarias que debe cumplir tu calzado para que garantice tu seguridad.

Diferencia entre bota y zapato de seguridad

¿Compro botas o zapatillas de seguridad? ¿Son lo mismo? ¿Las zapatos de seguridad cumplen la normativa?  Sí te haces estas preguntas, este punto te resultará de gran utilidad.

Lo primero de todo, hay que aclarar que las botas de seguridad como los zapatos cumplen con la misma normativa de seguridad pero tienen unas pequeñas diferencias en su diseño:

  • Seguridad: Los dos tipos de calzado cumplen con los requisitos de seguridad, pero las bota de seguridad ofrecen una mayor protección del tobillo.
  • Comodidad: Dependerá de cada persona, hay personas que están más cómodas utilizando zapatos y otras en cambio se sienten más cómodas utilizando botas de seguridad, al tener el tobillo más sujeto.
  • Clima: El clima puede influir en la elección a la hora de la compra, se suelen utilizar zapatos de seguridad en verano o en climas donde hace más calor, puesto que son más frescos.

En el momento de comprar calzado para el trabajo,  es muy importante tener en cuenta el sector en el que trabajas y el tipo de trabajo concreto que realizas en la empresa, para adaptar los riesgos a los que estarás expuesto y comprar un calzado de seguridad que nos proteja de esos riesgos. De esta forma te resultará más facil elegir entre las diferentes botas, zapatillas y zapatos de seguridad.

Te recomiendo este post de Textilex donde puedes encontrar 7 consejos para elegir tu calzado de seguridad.

Por último nos gustaría ofrecerte unas recomendaciones muy útiles sobre como comprar ropa de trabajo online barata de forma sencilla.